• Crónica

Telefonazo a su madre fue la perdición del doble homicida

Detectives de la PDI interceptaron llamada de Patricio Novoa en la que reconoció que actuó cegado por la rabia.

Por C. Godoy | 08.11.2011

El doble homicida de Lo Barnechea confesó sus crímenes en una llamada telefónica que hizo a su madre, según se supo ayer en el tribunal donde el imputado enfrentó a la justicia.

Patricio Novoa Opazo (21) fue detenido el domingo por ser el autor confeso de los crímenes con un combo (herramienta) de su padre Víctor Novoa (38) y Eduardo Guerrero (43), ambos camioneros.

El joven vivía con las víctimas en la población La Ermita de Lo Barnechea, y apenas los asesinatos quedaron al descubierto se convirtió en el principal sospechoso, ya que desapareció del edificio de calle Betania.

Al hecho de que los vecinos lo vieron limpiando el departamento con cloro se suma que Novoa llamó a su madre desde la comuna de Santa Cruz, Región de O'Higgins.

Según el fiscal Sergio Salas, se trató de un "diálogo inculpatorio", en el que el victimario reconoció que actuó por rabia.

En la conversación interceptada por la policía, la mujer retó a su hijo por haberle "reventado la cabeza" a su padre y le hizo saber el enojo de toda su familia.

En su confesión a detectives de Homicidios, el muchacho denunció supuestos malos tratos y golpes de su padre.

También declaró que desde que su papá invitó a Eduardo Guerrero a vivir al departamento, él tuvo que irse a dormir a un sillón del living.

Todas sus penurias las resumió con un tajante "me tenía chato" que murmuró el domingo, cuando fue capturado por la policía civil.

Patricio Novoa Opazo enfrenta cargos por parricidio, homicidio y hurto, ya que escapó en un auto Fiat 147. El vehículo lo vendió en 400 lucas a un vecino de la misma población La Ermita.

El abogado Pablo Rivera señaló que su defendido "durante años fue víctima de violencia, hostigamientos y golpes de parte de su padre".

El profesional comentó además que las víctimas "habrían tenido una relación más allá de una amistad. Se quedaban a dormir juntos", afirmó.

Patricio Novoa deberá esperar en prisión el juicio en su contra.